Inicio > Andres Velasquez, La Causa R, Notas de Andres > Las notas de Andrés Velásquez / ¿Derechos humanos revolucionarios?

Las notas de Andrés Velásquez / ¿Derechos humanos revolucionarios?

El pasado lunes en horas del mediodía el joven estudiante Lorent Saleh, el mismo que junto a otro grupo de muchachos se encadenaron pacíficamente frente al Palacio de Justicia, exigiendo la libertad del alcalde Carlos Chancellor, fue objeto de una salvajada represiva por parte de la Policía del estado Barinas. Una cobarde y criminal agresión represiva le dejó el rostro desfigurado, bañado en sangre, arrastrado y pisoteado y junto a él su propia madre. Esta acción criminal ordenada por el comandante de la Policía del estado Barinas, general (GN) Giuseppe Cacciopo, quien exigió disolver la acción de los jóvenes denominada Operación Libertad no tiene justificación alguna. Sencillamente se trata de un desmedido y desproporcionado acto de fuerza en contra de una protesta pacífica que debe no sólo ser repudiado por todo el país sino que tiene que ser castigado sin ninguna contemplación.

El martes la bancada de diputados de la unidad democrática planteó en la plenaria de la Asamblea Nacional nombrar una comisión que iniciara de inmediato una averiguación sobre el caso y sencillamente fue negada por los parlamentarios gobierneros. Pero además de negar la investigación de esta flagrante violación a los derechos humanos, tuvieron el cinismo de plantear de inmediato se investigara la violación de derechos humanos a unos ciudadanos por parte de la Policía del municipio Chacao. Esta conducta de los oficialistas deja ver claramente que estos revolucionarios de pacotilla tienen una doble moral, o dicho de otra manera, tienen ópticas distintas para evaluar la violación DD HH. La violación de los derechos humanos no se puede mirar con distintos cristales. No hay una violación de DD HH buena y otra mala. La violación de los derechos humanos es una sola y punto. Y tiene que ser repudiada y castigada venga de donde venga. Justificar y esconder la violación a los derechos humanos no es más que una aberrante perversión, propia de gobiernos militares, antidemocráticos, comunistas y fascistas.

La demagogia a millón

El presidente Chávez luce nervioso. Desesperado. Encadenando diariamente y ofreciendo cuanto se le ocurre en su desenfrenada y adelantada campaña electoral para lo cual usa inescrupulosamente recursos del Estado incurriendo en el delito de peculado de uso. El primero de mayo el Presidente hizo otra de sus ofertas súper engañosa. Esta vez ofreció crear 3 millones de empleos hasta el 2019. Afortunadamente han pasado 12 años y a estas alturas es muy difícil que el pueblo pueda creerle este tipo de ofertas engañosas. A lo largo de estos años son muchos los planes de empleo ofertados por el Presidente. Recordemos algunos: Plan Bolívar 2000, Plan de empleo del Fondo Único Social, Plan de sobre marcha, Plan de empleos Simón Rodríguez, Plan de reactivación de zonas industriales, Plan de empleos rápido, Plan especial de empleos para damnificados de Vargas, Plan vuelvan caras y Plan de empleos de los 5 motores. Todos esos programas quedaron en el olvido.

Terminaron siendo puro anuncio sin ningún resultado. En Venezuela hoy día la mitad de la masa laboral activa está dedicada al trabajo por cuenta propia o a la actividad informal. Muy lejos está el Presidente de cumplir este ofrecimiento electorero si nos atenemos a la actual política económica del Ejecutivo. Mientras se siga con este plan de atacar al sector privado de la economía por la vía de las expropiaciones y controles de todo tipo por parte del Estado. Mientras se continúe con el ataque a la propiedad y con la destrucción de empresas y de todo el aparato productivo para favorecer la indiscriminada política de importación. Mientras el gobierno siga arrinconando al pequeño propietario y a la propiedad patrimonial de la familia venezolana, jamás se logrará incrementar significativamente el empleo en Venezuela.

Proteger el salario

Otra de esa chorrera de ofertas demagógicas que Chávez vive haciendo es la Ley de Precios de Venta al Consumidor como medida para proteger el salario. Ese anuncio no es más que un saludo a la bandera. Afirmo que ese no es el camino para defender o proteger el poder adquisitivo del salario de los trabajadores. Lo que pretende el mandatario nacional es hacer ver que el salario no alcanza por culpa de los especuladores. La realidad es que el costo de la vida es tan elevado que el salario básico apenas alcanza para medio comer. El mejor mecanismo para proteger el salario es que el gobierno establezca disciplinadamente una estrategia económica y monetaria que ponga a raya la galopante inflación que hoy se coloca como la más elevada de América Latina y tercera en todo el mundo. Con niveles de inflación de 28% como cerró el 2010, no hay salario que se pare. No han podido con el control de precios y menos van a poder con el precio máximo de venta al público. Por esta vía lamentablemente los buhoneros y chinos seguirán dándose vida vendiendo al precio que les de la gana.
Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: