Inicio > Ciudad Guayana > >¡Así está Friosa!

>¡Así está Friosa!

>

Del ímpetu de la nacionalización de la comercializadora de alimentos Frigoríficos Ordaz al desconcierto total. Los empleados no logran explicar el veloz deterioro de las operaciones de la principal empresa del ramo en el estado Bolívar.

Este jueves dos grupos de trabajadores manifestaron su preocupación por la baja oferta de productos que ya hace mella en los supermercados y comedores administrados por Friosa, como los de las empresas básicas.
No obstante, la junta interventora junto al PSUV presentó ayer un plan de relanzamiento del nivel de ventas.

María Ramírez Cabello
mramirez@correodelcaroni.com

Los mismos trabajadores que a mediados del 2010 solicitaron la expropiación de la distribuidora de alimentos Frigoríficos Ordaz S.A. (Friosa), hoy exigen respuestas ante la falta de inclusión del personal en la toma de decisiones, el deterioro de las instalaciones y el bajo ingreso de mercancía para abastecer a los supermercados La Fuente y Koma y a los comedores de las empresas básicas.

Al recorrer las instalaciones se advierte un menor nivel de mercancía y ausencia de productos en las cavas de la distribuidora de alimentos. “Lo que hacemos es vernos la cara porque no hay nada que procesar”, sostuvo un trabajador del área de fríos.

La falta de información y la ausencia de respuesta por parte de la junta interventora los motiva a solicitar su destitución. Robert Piña, del área de fríos, manifestó que los trabajadores no han tenido participación en las operaciones de la empresa. “Queremos que la junta se pronuncie porque vemos todo tan decaído”, dijo, al señalar que quienes estuvieron en contra de la expropiación los responsabilizan, “y nosotros lo asumimos y queremos respuesta”.

Piña señaló que han solicitado respuesta a diversos entes y no la han obtenido; incluso, introdujeron un pliego de peticiones hace tres meses y aún no han recibido ninguna información al respecto, “así, no vamos para ninguna parte”, expresó.

“El departamento de pollo y carne está parado. A Koma no llega desde diciembre una res en canal y la gente está cansada; no hay cronograma de pago a los proveedores, no hay proyecto ni plan de trabajo”, indicó.

Harvys Araque, supervisor de despacho y vocero principal del Consejo Socialista de Trabajadores, indicó que los trabajadores “están comprometidos con esta revolución, pero no de esta manera”. Apuntó que hay 10 calificaciones de despido y amedrentamiento en contra de los trabajadores.

En el área de depósito, se advierte una menor oferta de productos. Araque indicó que antes de la expropiación llegaban 1.500 toneladas métricas de alimentos al mes; en la actualidad, solo llegan 100 toneladas métricas al mes.

“Las caraotas se están dañando. Se vencen en noviembre, pero no están bien almacenadas y les puede caer gorgojo en cualquier momento”, dijo.

Carnes al mínimo
Atilio Acosta tiene siete años en la empresa. Actualmente se desempeña como supervisor de comedores. En un área de fríos con buenas condiciones de refrigeración pero cavas vacías, asegura que anteriormente llegaban 180 reses cada 15 días, “ahora llegan 28 para todas las áreas”.

El área para despresar pollos está inoperativa por la falta del rubro. “Tenemos más de seis meses denunciando los hechos irregulares de la junta en entes ministeriales y Vicepresidencia”, indicó.

“Hemos cumplido”

Juan Pérez, gerente de operaciones de la empresa, indicó que han dado la participación necesaria a los trabajadores y “saben cuál es la situación de Friosa pero simplemente no quieren a la junta interventora, están reacios, manifiestan que existe una mala administración”.

El funcionario explicó que la mercancía es enviada con prioridad a los comedores de las empresas básicas, de las cuales no reciben un pago inmediato “y eso ha conllevado a que los anaqueles no estén igual que antes”.

La menor oferta se evidencia en los estantes de los supermercados Koma y La Fuente, en donde las áreas de carnicería y charcutería son las más afectadas.

Morosidad de empresas básicas

El representante de la junta interventora, Enrique Abreu, manifestó que al mes se sirven 25 mil comidas en las empresas básicas. Atribuyó el deficiente flujo de caja de Friosa a la mora de las estatales de Guayana.

“70% de la mercancía va a los comedores y las estatales están esperando recursos para ponerse al día”, dijo, al reconocer que ha bajado la calidad del despacho. “Tenemos promesas de pago pero desconocemos cuándo se pondrán al día”.

Abreu señaló que los ministerios conocen el nivel de deuda y esperan “decisiones y cambios” para subsanar la situación.

Nuevo plan de comercialización

La distribuidora de alimentos creó junto al comando político del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) un plan de relanzamiento del nivel de ventas. José Girón, comisionado de la tolda roja, señaló que el primer paso es censar a los productores del estado Bolívar para determinar su producción y precios.

Posteriormente, se establecerá una mesa de trabajo para definir un precio y, luego, se iniciará el plan de compra y realizarán mercados socialistas a cielo abierto.

La empresa informó que darán acompañamiento a los productores y darán apoyo para el traslado de los rubros agrícolas.

Anuncios
Categorías:Ciudad Guayana
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: